Saltar al contenido

¿Quieres simplificar tu vida?

simplificar la vida

¿Quieres simplificar tu vida? Empieza por tu casa.

Si quieres simplificar y desordenar tu vida, necesitas inspiración y motivación. También hay que aprender el arte de «dejarse llevar». La sencillez aporta una vida equilibrada, libertad, felicidad y bienestar emocional.

Es fácil simplificar tu vida si tienes las herramientas adecuadas para hacerlo. Puedes hacer que tu vida sea menos complicada y libre de distracciones para poder centrarte en las cosas más importantes. ¿Quién no quiere vivir una vida más feliz?

Yo te doy las herramientas y tú pasas a la acción.

No hay necesidad de procrastinar; aplique estas técnicas y disfrute del cambio de su estilo de vida, libre de caos y agobio.

Aquí tienes cinco cosas sencillas que puedes hacer hoy para simplificar tu vida.

Practica siempre la gratitud

Cuando te centras en las cosas positivas y felices que ocurren en tu vida, eres más feliz, más sano y más satisfecho. Decirse a sí mismo afirmaciones positivas a diario es crucial para su bienestar emocional y para simplificar su vida. Tómate un tiempo cada día para reflexionar sobre las cosas que agradeces.

Haz de la gratitud un hábito para: Mejore su bienestar emocional, afronte mejor el estrés, aumente su felicidad, mejore su salud, aumente su motivación, aumente su autoestima y confianza en sí mismo.

Es importante centrarse en lo que uno agradece, en las cosas por las que se siente agradecido. Para simplificar su vida, concéntrese en las cosas buenas que están sucediendo en su vida. No en las cosas que no van como tú quieres.

Escribe todas las cosas por las que estás agradecido y pégalas en Post-Its, en la nevera o en un tablón de anuncios de tu oficina. Dondequiera que los veas con la suficiente frecuencia como para que te los recuerden.

Despejar la casa

Despejar las habitaciones de su casa puede ser una experiencia muy liberadora.

¿Tiene su casa habitaciones con montones de ropa en el suelo, pilas de facturas sobre la mesa y montones de «cosas» tiradas en una cesta que no sabe dónde poner? Entonces, es el momento de desordenarse.

Empieza por el salón y la cocina, ya que son las dos estancias que más utilizas.

Cuantas menos cosas tengas, menos tiempo tendrás que dedicar a guardar y mantener el orden. La coherencia es la clave, por lo que hay que desordenarse. Tómate una habitación a la vez.

Pon una música agradable y alegre y ponte en marcha. No creerás lo rápido que puedes hacer las cosas si cantas y bailas un poco mientras lo haces.

Además, ¡se queman calorías haciéndolo! Es una situación en la que todos ganan.

¿Cómo se hace?

Termina esta sala por completo antes de pasar a la siguiente. Si ordenas varias habitaciones a la vez, te sentirás abrumado, tendrás desorden por todas partes y un desorden mayor que cuando empezaste.

No querrás acabar frustrado. Una vez que aprendes a lidiar con el desorden, sientes que tienes más control.

Encuentra 12 cosas para tirar, 12 cosas para donar y 12 cosas para poner en su sitio: una forma sencilla de organizar 36 cosas en tu casa.

Prepárate la mañana

Para tener una mañana menos estresante, me gusta preparar ciertas cosas la noche anterior. No hay nada que odie más que levantarse por la mañana, entrar en la cocina y encontrarla desordenada. Me da escalofríos.

Aparte de eso, no me gustan las prisas por la mañana.

Estas son algunas de las cosas que me gustan hacer:

  • Antes de irme a la cama, me aseguro de que todos los platos estén limpios y guardados, o al menos en el lavavajillas. Fuera de la vista.
  • Las encimeras de la cocina están limpias.
  • La mesa está preparada para el desayuno.
  • La ropa para ir a trabajar al día siguiente ya está elegida. Me gusta tener dos opciones porque puedo ser muy indecisa. Si tienes hijos, prepara también su ropa.
  • Prepara todas las bolsas. La tuya y la de los niños. Esto evitará que te olvides de cualquier cosa esencial que haya que llevar.
  • La planificación ayuda a reducir la aglomeración
  • Simplifica tu vida preparándote con antelación.

Descubrirá que sus mañanas son menos estresantes y podrá salir de casa más relajado.

¡Plantas, plantas, plantas!

¿Sabías que las plantas ayudan a desintoxicar el aire de tu casa? Las plantas ayudan a aumentar los niveles de oxígeno, algo que nuestro cuerpo agradece.

Es estupendo tener plantas en la habitación para purificar el aire y eliminar rápidamente el formaldehído, que puede suponer un importante peligro para nuestra salud.

Estas plantas ayudan a prevenir enfermedades, favorecen la curación y limpian el aire de nuestras casas.

Simplifique su vida y su hogar con plantas, da igual que sea pasando el nuevo robot cortacésped o regando las plantas. Lo importante es tener contacto con ese lado verde que todos tenemos.

Las diez mejores plantas para eliminar los contaminantes de interior son las siguientes:

  • Lirio doméstico (Spathiphyllum wallisii)
  • Vara de oro Pothos (Scindapsus aures)
  • Hiedra (Hedera helix)
  • Crisantemo (Chrysantheium morifolium)
  • Gerbera (Gerbera jamesonii)
  • Lengua de pastor (Sansevieria trifasciata ‘Laurentii’)
  • Palmera de bambú (Chamaedorea sefritzii)
  • Azalea (Rhododendron simsii)
  • Dracena marginata (Dracaena marginata)
  • Planta araña (Chlorophytum comosum)

Las plantas cambiarán el aspecto, la sensación y el olor de tu habitación.
No mueva demasiado las plantas. Las plantas necesitan tiempo para acostumbrarse a su nuevo entorno. Notarás rápidamente si la planta está contenta con el lugar donde la has colocado.

Riegue las plantas con regularidad (las necesidades de riego varían de una temporada a otra) y asegúrese de mantener las hojas limpias. Una vez que te acostumbres a desordenar tu casa y a simplificar tu vida, descubrirás que empiezas a tener más en cuenta lo que compras y los objetos que introduces en tu casa.